La poda en invierno de las trepadoras a frutos

Vid o parra, kiwi y compañía dan sabor sin coger mucho sitio en el suelo. No deberían faltar en ningún jardín, sobre todo teniendo en cuenta de que la poda es fácil. ! Pero esta es necesaria!

La poda en invierno de las trepadoras a frutos
En las trepadoras frutales ¡no hay buenas frutas sin una pequeña poda!

A final del invierno, haga 'llorar' a la parra

Tiene al menos hasta el mes de marzo para podar los sarmientos, después de la caída de las hojas. Lo ideal es hacerlo en febrero-marzo, cuando la sabia sube. Toda la podas en esta época ocasionan que la sabia escurra; es por lo que decimos que la vid 'llora'

En los sujetos en formación, hay que por tanto dejar la 'madera' alargarse en los tallos principales, mantenga aproximadamente 20 cm de los tallos formados el año anterior. Corte todo el resto. De esta forma, el crecimiento de la cepa es lento (1 m en 5 años) pero las ramas son mucho más fuertes. Los pies bien formados de la vid se podan bajo el tejado (cuando lleguen a los canalones): corte todos los tallos que se formaron el año anterior. Esta talla repetida anualmente formará unos "muñones" que tendrá que conservar.

La poda en invierno de las trepadoras a frutos
La poda de finales del invierno, hace gotear la sabia de la parra !es buena señal !
La poda en invierno de las trepadoras a frutos
Corte a 2 cm después de un brote bien formado.
La poda en invierno de las trepadoras a frutos
Conocer el sitio en que los frutos salieron el año anterior, permite de determinar donde podar.

El kiwi, una poda simplificada

La poda en invierno del kiwi debe ser ligera. El principio consiste en acortar las ramas, seccionando a 30 cm después del sitio en el que se formaron las frutas el año precedente. Pero esto es válido que para los kiwis que dan bien. En los sujetos jóvenes, sobre todo en verano, cuando la floración ha pasado, es cuando efectuamos lo principal de la poda. En invierno la limpieza de los kiwis jóvenes, va a consistir únicamente en retirar todo lo que ha tomado demasiada amplitud; los sarmientos que se han extendido en todas las direcciones, las ramas dañadas, las yemas incontroladas que se han formado a lo largo de los tallos (si se conduce al sujeto a lo largo de una rejilla. Generalmente, los pies macho son más vigorosos que los pies hembra. Los kiwais se podan de la misma manera.

Atención en bien buscar los brotes de los kiwis y kiwais, son muy discretos porque están escondidos en un grosor de la rama (son lo que llamamos « ojos »)

El primer año; ¡descanso!

La poda invernal es aun más reducida para los sujetos jóvenes. Cualquiera que sea la especie, lo importante es dejar la planta instalarse y arraigar, en vez de podarla. La poda se debe prever que a lo largo del segundo invierno en el que la planta está en su sitio, sólo para formarla, quitando los brotes de la base o para equilibrarla (si una parte se ha desarrollado en detrimento de la otra, por ejemplo).

La poda en invierno de las trepadoras a frutos
Las moras cultivadas, se podan como los frambuesos.

No olvide las zarzas

Su poda es muy fácil, se podan como los frambuesos. Corte al ras los tallos que han dado frutos el año anterior y que han empezado a secar. Corte la mitad de los otros. Puede, de esta forma, no cortarlos y contentarse de retirar las cañas que han secado. ¡Imposible equivocarse con las zarzas!

M. Jean-Michel GROULT
Pépinières PLANFOR
1950 Route de Cère
40090 UCHACQ - FRANCE
Tel : 913.753.030
Fax : 0033 558 064 854